Carlismo en Twitter

Reino de Granada: Carlos Cruz Rodríguez, combatiente y periodista carlista t.co/OXK8jiQP1T

«VOX, ¿una esperanza?». Artículo de José Miguel Gambra t.co/WmhbUYDthc

Aurelio de Gregorio: «Soros actúa en Europa. ¿Y en España?»

Las noticias y comentarios que siguen son una prolongación de los artículos publicados en esta revista, a saber: “Las sectas y la independencia de Cataluña”, por J. Ulíbarri, el 16-XI-2017 y en el mismo número “La Open Society y su género”, por El Serviola. Los dos artículos coinciden en señalar que en la crisis catalana están aflorando e interviniendo las fuerzas poco conocidas y ajenas al tema inicial. Finalmente puede verse el artículo “Un contexto nuevo para el Principio de Subsidiariedad”, por Manuel de Santa Cruz en el número de 1-2-2018, en el que se advierte la aparición de organizaciones supranacionales intervencionistas en las políticas internas de las naciones y frente a las cuales el Estado adquiere una nueva misión, la de defendernos de ellas.

Es una ley universal que en todas las grandes crisis de todo asunto, tiempo y lugar, no tardan en aflorar cuestiones distintas de la inicial, que estaban dormidas y ocultas y que por su entidad propia complican los planteamientos primitivos. A veces esa presencia extraña no es espontánea sino deliberadamente aducida por algunos para enredar. El “procès” por la independencia de Cataluña en curso, no es una excepción de esta ley, sino que la confirma.

Nos estamos enterando de la existencia de una organización “filantrópica” llamada Open Society Fundation, de George Soros, de extensión y actividades financieras internacionales, de la que parece verosímil que a través de financiaciones laberínticas esté presente en el asunto catalán. Menudean los indicios.

El diario El País de 14-IV-2018 informa de una batalla pública que se está desarrollando en Hungría, entre el gobierno por un lado y por otro lado la tal Fundación Open Society de George Soros; la Unión Europea, el Parlamento Europeo, la Universidad Centroeuropea, el Comité de Helsinki y algunas asociaciones cívicas también de vocación internacionalista como Amnistía Internacional, bien conocida en España, Human Rigth Watch, y Transparencia Internacional y algunos partidos políticos nacionales de la oposición. La revista Figyelo, afín al Gobierno húngaro, publicó el jueves 12 de abril de 2018 una relación de doscientos nombres de personas destacadas en la vida civil que, según el presidente, Orban, reciben dinero de Soros y forman una red para derribar al Gobierno. El caballo de batalla aparente sería la política del Gobierno contra la inmigración para que esta no acabe disolviendo los valores identitarios de la patria. Soros y sus asociados serían partidarios de una democracia amorfa, apátrida y europeizante.

Se cruzan los más duros calificativos. No podemos aquí recoger todo el análisis político que El País hace de este enfrentamiento, nos conformamos con señalar la intervención de Soros y de otros en la política interior de Hungría. Que no es poco. También señalamos la injerencia de organismos europeos supranacionales.

La intervención de Soros y sus asociados mundialistas en la política interior de Hungría permite suponer que un buen día les dé por enredar en la política española. Me viene a la memoria un estribillo que tenía Don José María Valiente cuando era Jefe Delegado de la Comunión Tradicionalista. Recibía diariamente un correo abundantísimo. Lo ojeaba rápidamente y al final de cada lectura clasificaba el papel con gesto indolente a la vez que repetía sus estribillo habitual: “aunque no sea verdad más que la décima parte de lo que dice…”. En su recuerdo fervoroso me apropio de su estribillo y digo: aunque no sea verdad más que la décima parte de lo que se rumorea de Soros y las otras organizaciones mundialistas, ya hay materia suficiente para que el Gobierno Español explique públicamente esas injerencias internacionales, si es que las hay, en la política interior española.

Tampoco estaría de más que la autoridad Eclesiástica explicara la calificación religiosa que merecen las ideas principales presentes en esa controversia.

Necesitamos un buen libro en lengua española acerca de Soros y su fundación.

Aurelio de Gregorio
Siempre p’alante nº 805 (1 mayo 2018)

Comments are closed.